CHAVIMOCHIC RESCATA LEGENDARIO PALLAR MOCHICA

CHAVIMOCHIC RESCATA LEGENDARIO PALLAR MOCHICA

Milenaria semilla usada por la cultura Moche será reinsertada en el mercado

 

Especialistas del Laboratorio de Biotecnología Agrícola del Proyecto Especial CHAVIMOCHIC (PECH), han logrado rescatar el legendario Pallar Pinto Mochero, a través de las semillas encontradas y donadas por huaqueros en la zona Cupisnique, San Pedro de Lloc, informó el Dr. Carlos Matos Izquierdo, gerente de la irrigación liberteña.

"Las semillas encontradas en huacos o cerámicos han sido sembradas en nuestros campos experimentales del campamento San José (Virú). Y ahora se busca rescatar este cultivo y promover su consumo por su alto contenido nutritivo, además se pretende incentivar su cultivo a la población en biohuertos o campos agrícolas, para lograr preservar sus semillas a las nuevas generaciones", explicó Matos Izquierdo.

El Pallar Pinto Mochica tiene la gran ventaja de producir fruto en cualquier época del año, a diferencia del pallar que actualmente es comercializado. Asimismo, es más sabroso y tan nutritivo como el de consumo popular. Por tal razón se le presentará como un cultivo alternativo a los de la zona. Desde el año 2014 el Proyecto Chavimochic guarda en germoplasma su semilla botánica.

"Se ha logrado reconocer los pallares pinto mochica, en vaina verde, y semilla seca para consumo", explicó José Peredo Arias, jefe del Laboratorio de Biotecnología. Y recomendó que el fruto verde se puede consumir con arroz, siendo muy agradable. En fruto seco se debe remojar y eliminar la cascara de color negro, antes de cocinar y consumirlo.

El nombre científico del pallar mochica es “phaseolus lunatus” y etimológicamente proviene de ‘pallay’, vocablo quechua que significa “recorrer el suelo” o “cosechar”.  Durante la época de los mochicas fue importante y representativo en los escenarios de la religión y la guerra. Se utilizó en el oráculo, es decir, a través de sus semillas se interpretaban los mensajes que daban los dioses. Por otro lado, debido a su composición química de ácido cianhídrico, se le representó en figuras artísticas señalando su fortaleza y letalidad junto con los guerreros moche.

Chavimochic, como labor de responsabilidad social, comprende la herencia milenaria de la cultura Moche, por tal motivo revalora una práctica ancestral. El pallar mochica es una importante fuente de nutrición, ya que contiene carbohidratos, sodio, potasio, zinc, calcio, hierro, fósforo y manganeso”, concluyó el gerente del PECH, Dr. Carlos Matos Izquierdo.

 

 

Trujillo, 8 de noviembre, 2018

 

Oficina de Relaciones Públicas

Proyecto Especial CHAVIMOCHIC